Nunca más, pequeño cuervo: Tercera parte (Nueve días) – Día 8 (Una piedra en el camino)

La piedra continúa ahí,

Redondeada y pequeña,

Quieta, esperando a que pase.

 

Pausada, paciente y cauta,

Encomienda mi tragedia,

Como las hadas la virtud.

 

Sedienta de mi escasa lágrima,

Cincelada y coqueta,

Espera siempre que la extrañe.

 

Cuervo Sin Alas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *